CERMI Madrid y la Comunidad de Madrid preparan una normativa para asegurar la educación inclusiva

Viernes15 Jun.

Niños y niñas pintando en una mesa juntos.

El Comité de Entidades Representantes de Personas con Discapacidad de la Comunidad de Madrid (CERMI Comunidad de Madrid) y la Consejería de Educación preparan una nueva norma para asegurar que todos los alumnos con discapacidad puedan escolarizarse en el centro de su elección.

Así lo declaró a Servimedia el nuevo presidente de Cermi Madrid, Óscar Moral, en referencia al informe de la ONU donde se denunciaba el incumplimiento de la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad por parte de España en el ámbito de la educación inclusiva.

Según Moral, su organización tiene “interlocución directa” con la consejería y ambas partes están trabajando en un borrador para adaptar la legislación madrileña a las exigencias de la Convención de la ONU, aunque no aseguró que vaya a estar listo en la presente legislatura.

“El informe de la ONU fue bastante demoledor”, subrayó, así que “pocas dudas quedan” respecto al derecho de los alumnos con discapacidad y de sus familias a la escolarización en centros ordinarios, “eso sí, con los recursos precisos”.

En este sentido, Moral pidió que la Administración no construya más centros de educación especial y que destine más recursos materiales y personales a la escolarización del alumnado con discapacidad en centros ordinarios, porque “faltan recursos y formación del profesorado”.

Moral dijo entender las dudas de muchas familias que “ven que en los centros ordinarios no se garantiza una buena educación para sus hijos y no saben qué hacer”.

Con todo, insistió en que la Convención de Naciones Unidas es clara respecto a los centros de educación especial y la necesidad de su desaparición paulatina de cara a la existencia de un único sistema educativo “totalmente inclusivo”.

En su opinión, estos lugares podrían convertirse en centros de recursos y de apoyo, pues en ellos trabajan grandes profesionales con muchos años de experiencia, cuyo conocimiento y práctica no se debe perder. Además, hay que mantener un período transitorio.

Óscar Moral indicó por último que esta situación no es exclusiva de Madrid, ya que “el informe de la ONU se refiere a toda España”. “Para más complicación, aquí existen 17 normativas autonómicas en educación, más la del Ministerio en Ceuta y Melilla”.

"La ley estatal, que en lo tocante a educación inclusiva ha retrocedido, debería avanzar en este terreno y recoger la Convención de la ONU para todos”, concluyó.

 

Compartir en: